Prevención de lesiones

Escrito por Marco Liceaga

Oct 22, 2019

22 octubre, 2019

Aunque a veces una lesión no depende propiamente del corredor —ya que puede darse por una banqueta mal puesta o una piedra que no alcanzamos a ver—, es importante conocer que sí está en nosotros hacer, o mejorar, para evitar ser recurrentes en una lesión.

Hombre estirando
Los estiramientos son una de las piezas clave para evitar lesiones

Algunos factores físicos que nos vuelven más propensos a lesionarnos son: nuestro historial de lesiones, la edad y el deterioro natural del cuerpo, una mala preparación física para responder a un entrenamiento o competencia, falta de descanso, alimentación inadecuada para la exigencia de los entrenamientos y sobreentreamiento.
Sin embargo, también hay que tomar en cuenta que existen factores psicológicos o emocionales que nos exponen a una lesión. Uno de estos factores es el estrés, que se relaciona con varios de los puntos anteriores, en los aspectos de demandas externas, es decir sociales y demandas internas (psicológicas).

Cuando nos encontramos bajo mucho estrés aumentan nuestra vulnerabilidad. Podemos tener un poco de déficit de atención, cansancio o agotamiento que puede llevarnos a no estar completamente concentrados en las actividades que hacemos y omitir un bache, una piedra o un exceso de entrenamiento. Asimismo, cuando estamos bajo estrés podemos

Finalmente, otro aspecto al que tenemos que prestar atención, y que también es un factor de estrés, son a las demandas externas (familia, sociedad, trabajo, amigos) y las demandas internas (necesidades personales, aspiraciones, exigencias de logro, deseos, ambiciones, miedos). Si bien cada persona es diferente, sí es importante que aprendamos a reconocer cuando nos encontramos bajo situaciones de estrés que pueden devenir en accidentes y lesiones.

Artículos relacionados

Medidas de Seguridad para Corredores

Medidas de Seguridad para Corredores

Es importante que tomemos en cuenta ciertas medidas de seguridad para evitar, en la medida de lo posible, o prevenirnos de algún accidente o suceso que pueda afectar nuestra integridad.

Centinelas

Centinelas

La palabra Centinela proviene del italiano y deriva del verbo sentire que significa escuchar.

Pin It on Pinterest

Share This